Hidrogel pie diabetico

Ingeniería de Tejidos II: Hidrogel, aliado en la cicatrización de pie diabético

Ginarely Valencia.

Empezó con una pequeña ampolla en la planta del pie derecho. Cinco días después, la infección fue imparable. A los 52 años, Jorge Martínez Arias tuvo que ser amputado.

Recargado en la andadera, que ahora es su apoyo para caminar, recuerda que nunca sintió ninguna molestia.

Ya cuando hice caso ya estaba profundo el hoyo o sea que se carcome la carne, entonces la infección va para dentro. Y ya no tiene uno sensibilidad en el pie, sólo siente uno frío como acalambrado. Hay veces que nada más se hincha

Jorge forma parte del 5.5 por ciento de los mexicanos que han tenido que ser amputados por complicaciones de diabetes, de acuerdo con la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición de Medio Camino 2016 del INEGI.

María Adriana Rojas Sereno, especialista en atención de heridas y egresada de la Facultad de Enfermería y Obstetricia de la Universidad Autónoma del Estado de México, asegura que el llamado pie diabético se presenta porque la glucosa obstruye los vasos sanguíneos e impide el paso de oxígeno y nutrientes.

Puede traer una piedra en el zapato y no darse en cuenta. Puede formarse un callo y ese callo formar una ulceración y el paciente no darse cuenta porque no le duele porque los nervios están anestesiados por la glucosa que no se puede metabolizar

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, siete de la cada diez amputaciones de extremidades inferiores son a causa de la diabetes.

La especialista Rojas Sereno señala que un diagnóstico tardío aumenta las probabilidad de amputación.

Para diagnosticar la necesidad de amputar un paciente primero se valora el nivel de infección, qué bacteria es la que está poblando la herida, la cantidad de conductos y cavidades que se forman porque podemos tener una herida muy pequeña pero que si yo meto un hisopo entra 20 centímetros, hay heridas muy profundas. Hablamos que el pie está conformado de mucho huesecillos y entre él espacios donde corre la infección, entonces si el porcentaje de pie es más del 50 por ciento que está afectado por infección, ahí tenemos la necesidad de amputar

La Secretaría de Salud del Estado de México refiere que la incidencia de pie diabético en la entidad es de entre 15 y 25 por ciento y se presenta en pacientes que no están controlados.

DESARROLLO DEL HIDROGEL

Ante este panorama adverso de salud pública, un grupo multidisciplinario de investigadores de la UAEM, encabezado por Miriam Flores Merino, desarrolló un hidrogel que puede reducir el porcentaje de amputaciones por pie diabético, ya que acelera la cicatrización y actúa como un sustituto de piel.

La investigaciónin vitro’ inició en 2014 y se conjuntaron las cualidades de dos elementos, uno natural y otro sintético, a fin de maximizar sus ventajas.

El hidrogel está compuesto por dos importantes polímeros, el de origen sintético es el polietilenglicol que es más versátil, fácil de manejar y es muy compatible . Y el de origen natural es quitosano, que le da otras propiedades como anti bactericida

El resultado de años de investigación fue un hidrogel que es una especie de parche delgado, poroso y adherible que se puede colocar sobre las úlceras diabéticas para favorecer la regeneración de piel dañada.

PRUEBAS ‘IN VIVO’

A mediados de 2018 se desarrollaron las pruebas preclínicas en las que se comprobaron los beneficios del hidrogel, al emplear ratones para comprobar la eficacia del hidrogel.

La investigación fue desarrollada por Ángel Eduardo Bárcenas García, egresado de la Licenciatura de Bioingeniería Médica de la UAEM, bajo la asesoría de los investigadores Miriam Flores Merino y Rigoberto Oros Pantoja.

Emplearon 14 ratones CD1. A nueve se les indujo diabetes y a cinco los mantuvieron sanos. A todos se les generaron dos heridas en la piel, una de ellas fue tratada con el hidrogel y la otra no recibió ningún tratamiento. Así permanecieron durante diez días.

Una herida se trató con hidrogel y la otra herida se recubrió para evitar que tuviera contacto con el medio externo. Se les alimentó a libre demanda y también se le dio agua a libre demanda. Pasados los diez días se evaluaron los resultados tanto macroscópicos como microscópicos

En tan sólo diez días, los avances en el proceso de cicatrización fueron evidentes.

Los ratones diabéticos a los que se les colocó hidrogel lograron una regeneración del 70 por ciento comparado con el 50 por ciento de los que no se les aplicó.

Mientras que en el grupo control, es decir los ratones sanos, las heridas tratadas con hidrogel cicatrizaron al 100 por ciento comparado con el 70 por ciento de las que no fueron tratadas.

No hubo indicios de infección, inflamación o rechazo del biomaterial, asegura el especialista Bárcenas García.

Los modelos in vivo nos han permitido darnos cuenta de que existe una repitelización o una cicatrización tanto en modelos sanos como o en modelos diabéticos. Lo que nos permite demostrar que este hidrogel es viable como una solución para heridas

La integrante del Centro de Investigación en Ciencias Médicas (CICMED), Miriam Flores Merino, refiere que la efectividad del hidrogel se debe a los compuestos que actúan como complemento para la recuperación de la herida.

Se comprobó que el hidrogel sí favorecía a la cicatrización y esto se observó de manera macroscópica, es decir, a la vista. Se hizo un estudio de histología que se analiza en las capas de la piel. Hubo este cierre de herida y una restructuración de la piel

HIDROGEL PARA ÚLCERAS DIABÉTICAS

Con esta prueba ‘in vivo’, en la que se emplearon ratones, se determinó que este hidrogel puede actuar como un sustituto de piel.

La especialista en medicina regenerativa, Flores Merino, indica que este estudio podría ser un punto de partida para su posible aplicación en el área clínica.

El hidrogel está reportado como microbiano y eso también es favorable porque la herida muchas veces llega a infectarse, lo que tiene consecuencias más graves. Y otra de las cosas, sirve como un soporte y protección ya que la herida al no formarse la cicatriz se encuentra expuesta, entonces e hidrogel puede cubrir esa parte y hacer la veces de piel en ese momento

Un informe de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), realizado en 2017, refiere que en México el 15.8 por ciento de la población entre 20 y 79 años padece diabetes.

Por ello, este proyecto multidisciplinario de la Máxima Casa de Estudios mexiquense es una alternativa para atender las úlceras diabéticas, y con ello, reducir el número de amputaciones que se registran en México.

Además, este estudio de la UAEM forma parte del desarrollo de la ingeniería de tejidos, también conocida como medicina regenerativa, para mejorar los tratamientos y la recuperación de heridas.

En México destaca el primer equivalente de piel humana viva que se obtuvo a partir de células humanas cultivadas en laboratorio y que fue desarrollado en el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional (Cinvestav). Este reduce en 50 por ciento el período de regeneración de la piel y salió al mercado con el nombre de Epifast.

De eficientar los tratamientos que existen para el pie diabético, la historia de Jorge sería otra. Después de pasar por un cuadro de depresión, superó la adversidad. Ahora hasta bromea sobre su condición física.

Más que nada lo que se tenía que superar era valerme por mí mismo porque no me podía parar. Yo ya no quería vivir, durante nueve meses no me levante de la cama pero mis nietos son los que me motivamos a seguir adelante. Al principio cortaba mis pantalones y de zapatos pues ahora sólo pido el izquierdo

Jorge es ejemplo de resiliencia. Después de tomar terapias de rehabilitación, incursionó en la cocina, actividad que le permitió tener un ingreso y conquistar a través del paladar. Junto con sus nietos prepara pizzas y pasteles para convivir en las principales celebraciones familiares.

Me ayuda porque me quita mucho estrés, el ejercicio de batir la masa, arrimarme los ingredientes, me da energía. Es una alegría para mí, es un gusto y veo que sí tengo mano para la cocina

De acuerdo con la OMS el 80 por ciento de éstas podrían prevenirse, de ahí la importancia de que se sigan desarrollando proyectos científicos para acelerar la cicatrización de heridas y mejorar la calidad de vida de los pacientes.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s