Anandamida y THC de la cannabis; una relación en sus reacciones

Anandamida: alternativa en tratamientos terapéuticos, similar a la marihuana

Ginarely Valencia.

¿Sabía usted que nuestro cerebro es capaz de producir una sustancia química, que sus reacciones se asemejan a uno de los principales componentes de la marihuana? Así es, se trata de la anandamida.

Su nombre se deriva de la palabra “ananda” proveniente de una lengua clásica de la India, que significa “portador de paz y felicidad interna”.

Esta sustancia química orgánica que produce el cerebro fue analizada por un grupo de investigadores de la Facultad de Ciencias de la Universidad Autónoma del Estado de México. Su parecido con la cannabis, los lleva a asegurar que dosis altas generan cambios en la percepción del tiempo y causa desorientación, por lo que  su consumo, sería un grave problema de salud pública, explica el investigador Ulises Aguilera Reyes.

Cuando analizamos los resultados con el principio activo de la marihuana, este delta 9-tetrahidrocannabinol también genera la misma respuesta que la anandamida que nosotros producimos naturalmente. Cuando nosotros analizamos esto a la luz de lo que implica que se pueda aprobar el uso de la marihuana, podríamos estar hablando de que muchas personas que la consumirían y que manejan o que tienen que tomar decisiones que impliquen el riesgo de la vida de él y de otras personas, eso podría generar un problema grave

Pero, ¿cómo funcionan estas sustancias en nuestro organismo?

Imagine que la anandamida es una llave y la cerradura son receptores cerebrales que posee el ser humano. Ahora bien, el THC, una sustancia psicoactiva de la marihuana, es como un duplicado de la llave que entra en los mismos receptores, y por consecuencia, tienen las mismas reacciones.

La anandamida producida en nuestro cuerpo, ayuda a la regulación cardiovascular y relaja el sistema nervioso, lo que se traduce en el retardo en los reflejos y una baja capacidad de procesamiento de información cognitiva, explica Aguilera Reyes.

La anandamida tiene efectos estimuladores o inhibidores, si esto ocurre en áreas del cerebro que tienen que ver con la toma de decisiones conscientes, puede alterar esa toma de decisiones, en tiempo y forma inadecuada. Si ocurre en zonas que tienen que ver con el estado emocional pues puede alterar la emoción, y puede ser que la persona se sienta más emocionada de lo normal

¿Cómo se llegó a esta conclusión?

Los investigadores trabajaron en un laboratorio de neurociencias, en donde enseñaron a un grupo de roedores a que si cada 16 segundos presionaba una palanca recibían una porción de alimento. No funcionaba si lo hacían antes o después.

ANANDAMIDACuando las ratas tenían sincronizadas sus rutinas, se les administró diferentes dosis de anandamida, quienes recibieron mayor cantidad de la sustancia retardaron su respuesta, explicó Ana Karla Pavón Mejía, egresada de la Facultad de Ciencias de la UAEM.

Lo que hicimos fue trabajar con las ratas y meterlas a una prueba que se llama Prueba de Pico, donde se entrenaron a las ratas para cierto tiempo prendieron a palanquear a los 16 segundos, después se les dio la administración de tres diferentes dosis, una baja, una media y una alta de anandamida, y se vio la diferencia que había de la percepción del tiempo. Nos dimos cuenta que en dosis altas que es como 10 miligramos de anandamida inyectada, la rata tenía un fluctuación en la percepción del tiempo, tardaban un poquito más en dar el palanqueo

LA RELACIÓN CON LA CANNABIS

Sin embargo, los investigadores auriverdes aseguran que hay sustancias de las cannabis de las que se han estudiado sus fines terapéuticos, pero consideran que estos deben ser extraídos de la planta y administrados bajo supervisión médica para evitar efectos negativos.

No niego que algunos de los principios de la marihuana pueden efectos benéficos en el tratamiento de algunas enfermedades pero si eso es así, se debería de hacer bajo los cuidados médicos y en condiciones controladas y no de uso habitual

A partir de ésta investigación que realizó la UAEM en coordinación con la Universidad Iberoamericana, la especialista en neurociencias, Pavón Mejía, desea proponer un tratamiento que sustituya el THC de la marihuana, por la anandamida.

Señaló que el ser humano tienen procesos biológicos que generan esta sustancia y podría emplearse para el control de algunas enfermedades psiquiátricas.

Se ha tratado de ya de enfocar la anandamida como un tratamiento alternativo porque normalmente si se había utilizado el THC para trastornos como depresión, ansiedad, ya también lo estaban empezando a relacionarlo con la esquizofrenia. Algo que es parte del trabajo es cómo promover ya un tratamiento más natural, ya como un medicamento específico que contenga anandamida o que produzcan de manera natural el organismo

INVESTIGACIÓN PIONERA EN EL PAÍS

Ésta investigación científica marca un precedente en en nuestro país, ya que se han realizado pocos estudios de la anandamida, de cómo actúa en el cuerpo humano o de qué manera se puede producir más de esta sustancia, que causa un estado de bienestar.

La importancia del análisis de esta sustancia radica en que la anandamida es como un “gemelo” de la marihuana, que produce nuestro propio organismo, y que el saber explotarlo puede arrojar beneficios a la salud.

Para poder escuchar o descargar este reportaje completo, te dejamos el siguiente enlace de nuestro portal de SoundCloud:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s