Alumnos de preparatoria de UAEM ganan en Feria de ciencia

Energía eléctrica producida con pigmentos naturales; Innovación en UAEM

Filiberto Palma.

En la naturaleza existen pigmentos que dan a las plantas sus diversos colores. Las antocianinas por ejemplo, otorgan variaciones que van desde el rosa, rojo, púrpura y azul.

Entre otras propiedades, estos pigmentos hidrosolubles producen energía eléctrica al percibir los rayos del sol. Característica aprovechada por un grupo de estudiantes del Plantel “Nezahualcóyotl” de la Escuela Preparatoria de la UAEM, quienes a base del colorante orgánico de espinacas, construyeron un panel solar.

Explica Carlos Alberto Careaga Careaga, uno de los creadores.

El proyecto produce energía eléctrica a menor costo que los paneles de silicio. El colorante además de que ayuda al panel a ser orgánico y a no contaminar, ayuda a trabajar como una fotosíntesis artificial produciendo energía eléctrica. Eso es lo que hace el colorante orgánico

El panel solar con celdas de colorante orgánico puede ser considerada como una idea pionera en su tipo, a nivel nacional. Así lo destaca María de Lourdes Najera López, mentora del proyecto y catedrática de prepa dos.

El prototipo realizado en un laboratorio escolar por cuatro estudiantes auriverdes de bachillerato tuvo sus inicios en 2014, destacando por su tecnología ecológica y manufactura creativa, por lo que logró representar a México en la Feria Internacional de Ciencia e Ingeniería de Intel ISEF 2015, celebrada en Pittsburgh, Estados Unidos.

Uno de los productores de energía eléctrica a través de la energía lumínica, que emite el sol, es la antocianina. Esta antocianina la contienen las zarzamoras y las espinacas

Carlos Antonio de Jesús Montoya, otro de los estudiantes creadores describe que el prototipo ecológico se compone de 28 celdas de vidrio, a las cuales se les aplicó jugo de espinaca, dióxido de titanio, una capa de estaño y mineral de carbono.

En el panel se genera una electrólisis, lo que genera una carga eléctrica de nueve voltios, capaz de encender focos led.

El desarrollo tecnológico auriverde plantea una posibilidad viable de producir energía eléctrica, a muy bajo costo, para las comunidades marginadas en nuestro país.

El siguiente paso, afirma Modesto Hernández Gutiérrez, también parte del equipo creador, es emprender el desarrollo profesional del panel con colorante orgánico, lo que representa para ellos una oportunidad de negocio, amigable con el medio ambiente.

Hemos visto que en Alemania producen más del doble de la energía eléctrica aprovechando la energía solar, y bueno sería implementarlo en nuestro país principalmente

En 2015, el panel solar con colorante orgánico hecho a base de espinacas se hizo acreedor al segundo lugar en la categoría de «Ciencias Exactas» en la Feria Nacional De Ciencias e Ingenierías del Estado de México.

Su innovación y estatus ecológico colocan al prototipo estudiantil al nivel de otros realizados en países como Alemania, dando muestra del espíritu emprendedor generado en la aulas de la Máxima Casa de Estudios mexiquense.

Para poder escuchar o descargar este reportaje completo, te dejamos la siguiente liga de acceso: 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s